viernes, octubre 14, 2005

VENI, VIDI, VICI.

La locuela de Julio César (decía Suetonio que había sido el hombre de todas las mujeres, y la mujer de todos los hombres) me inspira el titulamen de este postito de agradecimiento. Gracias, señores y señoritas, a cuantos se han congratulado desde este rinconcito de la blogocosa con mi reciente defensa de tesis doctoral, que se llevó a cabo con un éxito que no me esperaba ni yo el 6 de octubre. Perdonen que la ocasión y la oportunidad no me hayan empujado a pavonearme aquí de las muchas cosas buenas (y no tan buenas, que de todo hubo) que se dijeron durante el acto que se alargó por tres horas y pico, pero no deseaba concederle más bombo y platillo que el justito. Consignar la cosa, y punto. Troia fuit, que dijo Virgilio. Y ahora, a otra cosa, mariposa. Espero, a partir de ahora, tener más tiempo para hacer de esta bitácora lo que quiso ser desde un principio: un diario lo más completo posible de lecturas y visionado de films que también pueda compartir con los pocos, pero muy escogidos y más estimados, que os asomáis por esta página. Ahorita, sólo un par de puntualizaciones cortitas (volví ayer a Juaritos y todavía ando con los achaques del desfase horario).

Jody: el título de mi tesis es "La novela policiaca de temática romana clásica. Rigor e invención". Espero que compartas con nosotros el título de la tuya, estoy deseando saberlo. Por cierto: tienes razón en que no hay que hacer excesiva alharaca por un doctorado. A pesar de la alegría que produce todo reconocimiento, lo importante fue el camino recorrido hasta obtenerlo y todas sus alegres aventuras. Creo que el taoísmo insiste en este punto: lo importante es recorrer el camino, no llegar a su destino. En este caso, el título es sólo un vaso de hidromiel al final del provechoso y divertido camino.

Don Melón: no quieras ser como yo, mejor búscate un modelo más alto, menos gordito y con más pelo. Y que publique con éxito, pongamos por caso, en Alfaguara. Yo siempre agradezco tu entusiasmo, que ya sabes que para tus cosas apoyo con el mío, pero no parangones los sentimentalismos con una expresión tan fea como "mariconadas", no me quieras crear una fama del homófobo que no soy ni he sido ni seré. Amor para todos, al gusto de todos y como todos y cada uno lo elija (no creas que te riño; sé que salió sin malicia de tu dulce corazón de melón).

Fogosus Manchegus: las migas esta vez no pudieron ser, fuimos con el tiempo muy justo a España. Pero en Navidad, con esos friítos castellanos que hará... Humm... No necesitaré que insistas mucho. A ver si nos ponemos de acuerdo.

Lo dicho: gracias a todos por vuestras palabras de apoyo y por contagiarme de un entusiasmo que, la verdad, me habéis pegado cuando yo me lo tomé todo de una manera más pragmática y poco sentimental. "Veni, vidi, vici". Llegué, vi y vencí. Bueno, no fui yo: lo hizo la tesis, que ya tenía vida propia desde que fue encuadernada. Yo sólo la presenté en sociedad y la regué con un poco de vino. Y ahora, pasemos página, que hay mucho trabajo pendiente.